Domingo de Lucía

 
Intervención de la muestra
ZONA DE DISTENSIÓN. INVENTARIO Y ESTADÍSTICAS DE UNA EXPERIENCIA DE DIÁLOGO
de David Palacios
La difícil coyuntura económica que vive Venezuela tiene efectos múltiples, y a menudo insospechados en los diferentes ámbitos de la actividad productiva, social y cultural, tanto a escala local como mundial. Se trata de un juego que no sólo afecta a los agentes directos del mismo sino a todos  aquellos que indirectamente forman parte de su entorno. Dicho fenómeno ha sido denominado “efecto dominó”: si una ficha cae... arrastra consigo las demás.
Precisamente esta figura metafórica sirve de punto de partida para abordar la compleja situación económica que atraviesa Venezuela y su incidencia en el campo cultural. La parálisis progresiva del sector productivo, la devaluación monetaria, el alza de los intereses y el empobrecimiento sistemático de la población configuran un panorama caótico, del cual se derivan una serie de secuelas negativas para las instituciones culturales como la reducción presupuestaria y la consecuente disminución de sus actividades.

Pero si el “efecto dominó” describe metafóricamente la cadena de consecuencias motivadas por una situación crítica, la “tranca” ­una de las jugadas más drásticas del dominó- vendría a significar la ruptura o desaparición de las condiciones de posibilidad para que el juego pueda continuar. Si el juego se detiene, como se manifiesta sintomáticamente en la pequeña y mediana empresa o en las instituciones museísticas, ya no hay oportunidad de generar riqueza ni de hacer cultura.

  “La tranca” voluntaria: un precedente

Efecto Dominó en la fábrica

El lunes 8 de octubre de 2001, un día laboral como otro cualquiera, la fábrica de pinturas para arte Artquímia paralizó sus máquinas y se convirtió en sede de un torneo de dominó en el que participaron representantes del sector empresarial, político y artístico. La experiencia tenía por objetivo promover un debate sobre la situación económica en Venezuela, utilizando el juego como marco de acción simbólica. Siguiendo este propósito se estableció una regla restrictiva con relación a “la tranca” para garantizar la continuidad del juego.


Durante la jornada, las máquinas permanecieron apagadas y “empaquetadas”, mientras los jugadores ­empleados, inversionistas, obreros, artistas, gerentes- proponían diversas alternativas para superar la crisis, bajo la orientación de un facilitador. Al quebrantar voluntariamente la lógica de funcionamiento real del aparato productivo, el insólito certamen pretendía abordar el significado del llamado “efecto dominó” mediante la utilización de una metodología más creativa y lúdica basada en el uso de medios audiovisuales, el lenguaje de la instalación y las posibilidades de la performance artística.


Uno de los aspectos singulares de este evento de creación y reflexión fue contexto específico de la fábrica y su entorno inmediato, localizado en la zona industrial de Valencia. Tanto los elementos utilizados como los sujetos involucrados mantenían una relación de complicidad personal y profesional que permitió potenciar la articulación del comunicado y reemplazar la noción de público por la de participante. En este caso los destinatarios eran los propios hacedores de la experiencia.r:  Propuestas de los equipos 
Efecto Dominó en la fábrica

Fundación ArtQuímia C.A.
Evento: Efecto Dominó: Como trancar a la crisis
Fecha: 8 de Octubre del 2001

Lugar: Planta ArtQuímia C.A.
Dirección: Urb. Ind. El Recreo. Av. A. CPI. No. 2 y 3 Valencia. Venezuela

Autores: Domingo De Lucia, Juan Carlos Rodríguez, David Palacios, Félix Suazo, y Dante De Lucía

Introducción:

El pasado 08 de Octubre del 2001, se llevó a cabo el intercambio cultural ­ industrial denominado "EFECTO DOMINÓ: COMO TRANCAR A LA CRISIS." El evento se instaló en la planta manufacturera de la firma ArtQuímia CA en Valencia desde las 10am hasta las 2pm.

Los asistentes conformaron las diversas áreas del sistema productivo y humanista de la sociedad. Se contó con la participación representantes del Gobierno de Carabobo, empresarios, artistas plásticos, críticos de arte, personeros del sector universitario público & privado, trabajadores de los empresarios participantes, organizaciones no gubernamentales y público en general.

Los resultados de las mesas de trabajo, adornadas con un juego de dominó en el que se prohibió la tranca, terminaron en propuestas puntuales orientadas a "trancar la crisis Venezolana y destrancar el desarrollo económico". Para ello, Dante De Lucia presentó el plan de Gobierno de Hugo Chávez Frías periodo 2001 - 2007, así como ciertas cifras de índole macroeconómicas con la intención de establecer el contexto para las sugerencias de los equipos de trabajo.

Los resultados se presentan según resultaron las mesas de trabajo:

Propuestas de los Equipos del Efecto Dominó:

1. Equipo: Roxandra Escobar (Gobierno de Carabobo), Celibeth Correa (Gobierno de Carabobo), Silvestre Vergara (Pamaca), Gigent Velásquez (ISF Alpiz C.A.).

- El Estado debe desarrollar un marco jurídico ­ legal orientado a la protección del empresarios y sus trabajadores.
- Asimismo, debe orientar programas que eliminen las causas de la economía informal.
- Desarrollar programas  que permitan cumplir la demanda de RRHH capacitado.
- Ejecutar programas de mejora en la calidad de vida de Venezolano (asimilación de una mentalidad productiva no paternalista).
- Unificación de la PYME, a través de organizaciones que las agrupen.
- Formalizar programas de estado con la industria orientadas al incentivo de las exportaciones de los productos no tradicionales.

2. Equipo: José Luis Delago (Empresario), Raúl Rivero (Empresario), Varinia Lara (Empresaria), Claudio Salazar (Empresario).

- Educar a la población trabajadora de país en los aspecto de: tipos de conducta, vicios, ahorro, cultura de compra nacional.
- Cambio del régimen laboral Venezolano, tomando como norte a los modelos de países competitivos.
- Implementar nuevos sistemas en Seguridad Social, que estimulen el ahorro y el consumo de bienes básicos.
- Implementar mecanismos que desmotiven la inversión de dinero en los juegos de azar.
- Crear asociaciones de empresas que compren insumos, a la par de dirigir servicios competitivos al mercado internacional.
- Restricción selectiva de las importaciones para abrir campo a las empresas nacionales.
- Supervisión a estas empresas nacionales.
- Fortalecer el marco legal que sustente esta propuesta.
- Re-estructurar todos aquellos entes involucrados en la educación con mentalidad progresista.
- Diseñar un programa moderno y personalizado de desarrollo de proveedores.

3. Equipo: Neida Rivas (ONG), Leonor Rivas (ONG), Jacquelin Martinez (ONG), Jack Barrios (ONG).

- Establecer topes límites de importación de productos, tanto materia prima como producto terminado:+

% de producción nacional / % producción importado

% Materia nacional / % Materia prima importada
- Equilibrar la calidad de productos para exportación con los productos para el consumo interno.
- Establecer un programa de rotación de proveedores en las grandes empresas, a fin de dar oportunidad de negociación a las PIME´s.
- Incentivar las cooperativas empresariales multidisciplinarias (grandes empresas, PIME´s, asociaciones civiles, comunidad).
- Especialización (ubicación) con el fin de realizar o crear asociaciones estratégicas (consorcios) para la participación de licitaciones al sector público.
- Protección del Estado en el ramo agrícola: Incentivos, Marco Jurídico Soporte Jurídico, Asistencia Técnica y Económica.
- Preparar al PyME para la competencia nacional e internacional.
- Asesorar estratégicamente las empresas a fin de fortalecer su organización
- Agilizar los pagos de parte del estado a las PyME
- Desarrollar una cultura de trabajo hacia la calidad de producto y el servicio al cliente.
- Elevar las protecciones a los empresarios (inversionistas) a aquellos niveles de resguardo planteados a los empleados.
- Facilitar la creación de los ambientes Ganar ­Ganar entre los empresarios y los empleados.

Efecto Dominó en la fábrica

  Reacción en cadena: torneo de dominó en el Ateneo de Barcelona, edo. Anzoátegui

Efecto Dominó en el Ateneo de Barcelona
El “efecto dominó”, en tanto modelo de acción encadenada, no sólo afecta el panorama económico sino que también alcanza el campo cultural, incidiendo de manera negativa en los programas de investigación y divulgación del arte. Un centro de exposiciones que no muestra su patrimonio es como una fábrica paralizada; una obra que no se exhibe es como una máquina “empaquetada”: no produce nada, excepto el espectáculo de su inutilidad y falta de sentido.

Este símil traza un eje de concordancias entre la inestabilidad de la economía venezolana y la incertidumbre presupuestaria que padece el sector cultural.

De este paralelismo entre economía y cultura  derivó la idea de hacer un torneo de dominó en el Ateneo de Barcelona y “empaquetar” la colección Miguel Otero Silva que permanece bajo custodia de esta institución. La experiencia se produjo el  domingo 17 de marzo de 2002 para llamar la atención sobre la falta de recursos y su peligrosa incidencia en la conservación de este importante patrimonio. En esta ocasión los participantes fueron los propios protagonistas del mundo del arte ­curadores, críticos, artistas, espectadores- quienes participaron en el debate sobre los problemas presupuestarios que amenazan al sector. Jugar este juego permitió reeditar “terapéuticamente” esa especie de “malestar de la cultura” del que hablaba Sigmund Freud y canalizar sus tensiones hacia una experiencia de catarsis constructiva.

De esta manera, el “efecto dominó”, en tanto estrategia de explicación y marco de acción simbólica, es una figura caleidoscópica que no sólo relaciona la crisis económica y su repercusión cultural, sino que además aborda el juego en su dimensión reflexiva, creativa y terapéutica. Con ello se abre la posibilidad de una metodología abierta que opera a diferentes niveles e involucra diferentes disciplinas. Y todo eso limpiamente, “sin codazos ni cabezazos”, con la más serena convicción de que el juego debe continuar.

Efecto Dominó en el Ateneo de Barcelona (varias imágenes)

Efecto Dominó en el Ateneo de Barcelona

Margarita Liscano - Directora del Ateneo de Barcelona

Patrimonio cultural 

Defensa del patrimonio y ampliación de la infraestructura cultural.

Esta es un área prioritaria del estado, y donde su responsabilidad social es difícilmente delegable. Se trata de actividades que están fuera del mercado y que, sin un respaldo público, tenderían a desaparecer. Es el caso del mantenimiento del Museo, bibliotecas y centros culturales (Ateneos, Casas de la Cultura, etc.)

Nuestro estado, no posee un Museo, que resguarde sus dos colecciones más importantes como son: la donada por el escritor Miguel Otero Silva y las adquiridas por el estado al también escritor Alfredo Armas Alfonzo. Hace comejenes, sin que a nadie le importe.

Nuestros Ateneos, languidecen por falta de apoyo y las casas de cultura se conforman con hacer lo que pueden, porque tampoco son oídos en sus necesidades.

Hace poco asistí a una reunión en el CONAC, en donde el  viceministro, como un alarido nos pedía que lo ayudáramos a darle el rango  que la cultura merece; y yo me pregunto ¿Es que acaso los trabajadores culturales de este país no hemos conquistado el espacio cultural que existe?, de no ser así, tendremos que redefinir el accionar de cada uno de los espacios bajo nuestra responsabilidad. Esta reflexión, nos atañe a todos.

Efecto Dominó en el Ateneo de Barcelona

  La “tranca” sigue ...

En febrero de 2003, luego de un paro nacional de más de 40 días  que involucró a prácticamente todos los sectores de la sociedad, el proyecto Efecto dominó. Estrategias para trancar la crisis, se presenta en la sala RG de Caracas. En este caso, la estrategia consiste en empaquetar la muestra Zona de distensión. Inventario y estadísticas de una experiencia de diálogo, realizada por David Palacios. A esta acción se añade la presencia en el recinto expositivo de una máquina empaquetadora con el objetivo de encapsular en plástico una serie de proyectos inconclusos, provenientes de diferentes áreas de la cultura y la producción. La propuesta también incluye una gran “mesa de diálogo y acuerdos”, imposibilitada de realizar sus función debido a la distancia casi irreconciliable que existe entre los diferentes miembros de la misma. 
 
Esta experiencia comporta, a su vez, un desafío a las nociones de campo y autoridad, pues la actuación de Domingo de Lucía, empresario y gestor cultural, se produce sobre un planteamiento circunscrito al campo estético. En este caso, al autoría del “Otro” se presenta como medio de desestructuración del campo artístico. Sobre la Zona de distensión...  propuesta por Palacios, se opera la intervención de un agente supuestamente ajeno al campo del arte que, aun siendo creador, se desplaza alternativamente entre el mundo de la producción y el ámbito artístico. Efectivamente, De Lucía, empresario y gestor cultural,  se plantea la intervención de un concepto  con otro. El empaquetamiento de los elementos que conforman  la instalación Zona de distensión... evoca el congelamiento o parálisis  productiva y cultural que afecta al país, algo que va dejando de ser una metáfora para transformarse en una realidad cada vez más feroz.
 
Caracas, febrero de 2003

(volver)